[X] cerrar

Confeccioamos cortinas para hoteles acústicas, telas ignífugas en diferentes gramajes y con la cualidad de que son cortinas black-out

cortinas para hoteles acústicasCortinas para Hoteles acústicas e ignífugas M1 Maggythex

Confecciones para hoteles en tejidos ignífugos y opacos, distribuimos cortinas para hoteles Maggythex, confeccionadas a medida, servicio rápido y profesional para cadenas hoteleras y hostales, casas rurales, según normativas, todas nuestros tejidos están homologados para ser utilizados en hoteles. Una segunda cualidad de nuestros tejidos ignífugos para cortinas de hotel es que tienen la propiedad de absorber el ruido de exceso, por ello un factor importante a tener en cuenta es asegurar la comodidad de los huéspedes, incorporando además la opacidad en nuestros tejidos, por lo cual tenemos triple funcionalidad, ignifugos, acústicos y opacos a la luz.

En las salas de reuniones y restaurantes es necesario reducir los niveles de ruido de fondo de otros departamentos como vibraciones de instalaciones anexas, para ofrecer la mayor comodidad a los clientes. En un hotel existen numerosos lugares de donde proviene ruidos como cocina, salas de máquinas de refrigeración, etc…, para ello en Cortinajes García estamos al tanto de toda la legislación en contaminación acústica.

El DB HR no especifica valores límite de aislamiento acústico para los recintos ruidosos. Sin embargo, deben cumplirse los valores límite de ruido especificados por la Ley del Ruido, en concreto en el RD 1367/2007. En algunos casos, los recintos ruidosos suelen regularse por otros reglamentos como ordenanzas municipales, que deben cumplirse además de lo que específica la Ley del Ruido y sus desarrollos reglamentarios. Para adecuar cualquier recinto cerrado donde se generan un exceso de ruido podemos instalar cortinas acústicas y paneles sonoros super aislantes que absorben el sonido y decrece la reverberación. Por ejemplo en salas de actos en hoteles donde su utilización es polivalente, el eco llega a provocar mayor intensidad en las vibraciones con lo que el efecto “Smith-Out” se multiplica y la transmisión del ruido sobrepasa los muros del recinto y pasando a otras áreas.

Los recintos ruidosos son aquellos en los que el nivel medio de presión sonora estandarizado es mayor o igual que 80 dBA. Si el recinto tiene un nivel de presión sonora estandarizado ponderado A, comprendido entre 70 y 80 dBA se considera como recinto de actividad.

Los recintos y edificios de pública concurrencia destinados a espectáculos, tales como auditorios, salas de música, salas de conferencia, teatros, cines, etc., que serán objeto de estudio especial en cuanto a su diseño para el acondicionamiento acústico, y se considerarán recintos de actividad respecto a las unidades de uso colindantes a efectos de aislamiento acústico, por lo que recomendamos el estudio e instalación de cortinas acústicas, en especial para hoteles.

Más información